El desnudo en el arte: Javier Codesal

Javier Codesal

Javier Codesal (Sabiñánigo, Huesca, Aragón, España, 1958) es un artista visual con una producción muy destacada dentro del videoarte. Su obra forma parte, en general, de instalaciones más o menos complejas. Ello unido a su carácter conceptual, cuyo significado sólo se aprecia dentro del conjunto de la instalación, dificulta un poco traerla a este breve espacio de blog.

El artista comenta:

«Siempre he trabajado sobre el cuerpo y lo corporal. Cuerpo no solo es el cuerpo físico. No es solo la carne, la carne está en relación dialéctica con el cuerpo. El cuerpo, tal y como nosotros lo vivimos, es una producción del lenguaje que incluye lo visible y lo invisible, todo. Y aunque siempre tengo presente el cuerpo, el cuerpo desnudo, que es un lugar por excelencia para la representación del cuerpo, aparecía de manera recurrente en mis primeros años de trabajo, desde el 83 hasta el 2000…[] Pero el desnudo no agota lo corporal. La voz, por ejemplo, es un aspecto de lo corporal que me interesa especialmente [] Otra parte de mi trabajo se relaciona con el dibujo y el texto.»

Como ejemplo de su trabajo, la instalación «Inmóviles» que se presenta como una serie de 14 fotografías y una mesa de acero sobredimensionada que presenta dos pares de aberturas en su superficie en las que pueden incrustarse, con dificultad, dos cuerpos desnudos y que constituye la base escénica de las fotografías.

Desde Espacio Uno, del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía leemos:

«Fijados en un punto. La capacidad humana de trasladarse se ve anulada por formas cotidianas que definen y obstruyen el espacio. Los pies no llegan al suelo. El contacto es sólo visual. INMÓVILES, los cuerpos no son observados según su posibilidad mudable, abiertos a la transformación del movimiento. Al contrario, están reducidos a una condición inmóvil, apresados por una mesa que debería servir para relacionarnos y, más bien, evoca una cocina, un quirófano, un instrumento de tortura o cualquiera de esas cosas donde la carne deja de ser el cuerpo de un sujeto.

INMOVILES. La presión sobre el cuerpo y sexo ejercida por una mesa es concreta, pero también modélica (modeladora)».

En «Ponte el cuerpo» y «La ropa en el suelo» observamos, nuevamente, series fotográficas relativamente amplias, que emulan secuencias de video y que se integran en un conjunto expositivo más amplio, siempre con el cuerpo como protagonista.

En «Dias de Sida» podemos ver relaciones entre la enfermedad y sus signos corporales. Así leemos:

“Codesal viste cuerpos que no esconden nada, cuerpos que dicen en un lenguaje privado, cuerpos en calma que se dejan mirar, que muestran la inquietud desnuda de lo cotidiano, cuerpos a la vista en cualquier lugar. Un lugar cualquiera es tierra de nadie, y en ese espacio virginal el artista se ofrece a la captura de quien desee hacerse mirada. Mirarse, hacerse contemplar. Hacerse mirada”

En «El Evangelio Mayor» el artista se plantea el problema del envejecimiento en el contexto del mundo LGTBIQ+ (foto, film y textos).

Acerca de marmteo

Profesor universitario de Química Orgánica. Muy aficionado al arte, a la fotografía,a la música clásica y a la literatura. Nudista desde hace muchos, muchos años
Esta entrada fue publicada en Arte, Desnudo, Desnudo en el arte, Fotografia, Instalación, video-arte y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s